Oración del dia

Oración diaria para el 30 de agosto

flor de petunia púrpura

Las que son mis ovejas, oyen mi voz; y yo las conozco, y ellas me siguen. Y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. – Juan 10: 27-28

Querido Padre celestial, te damos gracias por conmover nuestros corazones a modo de sentido que somos tus hijos. Aun en medio de la confusión y la maldad, el miedo y el dolor, tú nos traes felicidad, sabemos que tú nos sostienes y que al final nos librarás de todo mal. Deja que tu Espíritu trabaje en todas las partes. Danos paciencia cuando se necesita tiempo en nuestros propios corazones y en los corazones de nuestros semejantes, quienes también te pertenecen. Continúa fortaleciéndonos de manera que incluso la carga más pesada no nos aplaste y podamos exaltarnos de esperanza, ya que tú encauzas todo mal, para la gloria de tu nombre. Amén.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar